Desarrollan prototipo de vacuna inhalable contra la gripe

Investigadores estadounidenses estudiaron el genoma del virus para desactivar sus mecanismos de defensa

Sustraer los mecanismos de defensa inmunológica del virus fue la clave que hallaron los investigadores de la Facultad de Medicina David Geffen de la Universidad de California (EEUU) para desarrollar el prototipo de la que podría ser una prometedora vacuna contra la gripe.

El estudio, publicado el 19 de enero en la revista científica estadounidense Science, fue el resultado de un trabajo de cuatro años que requirió la utilización de métodos genómicos avanzados. La propuesta de estos científicos fue identificar y eliminar las defensas del virus y crear, así, una vacuna que partiera del nuevo virus debilitado, que podría ser suministrada por vía nasal.

En este caso, los investigadores se centraron en la relación entre el virus y los interferones (proteínas señalizadoras secretadas ante la presencia de patógenos en el cuerpo). Al analizar variaciones del virus de la gripe, encontraron que los virus han desarrollado mecanismos de defensa o “camuflaje” para no inducir la producción de interferones y, así, poder sobrevivir por más tiempo en el organismo.

“Si los virus no inducen la producción de interferones, entonces no serán destruidos por la primera línea de defensa. Y sin la presencia de estos interferones, la respuesta inmune adaptativa será muy limitada”, explicó Ren Sun, director de la investigación.

Lo que hicieron, entonces, desde el equipo, fue manipular genéticamente el virus para revertir sus mecanismos de defensa. De esta manera, se le deja en evidencia ante los interferones y vulnerable ante el potente accionar del sistema inmunológico.

Para llegar a este punto, debieron determinar las funciones de todos los aminoácidos codificados en el genoma del virus y desactivar aquellas secuencias involucradas con el proceso “anti-interferón”.

El prototipo de vacuna, indica el estudio, genera respuestas inmunitarias “muy fuertes” y ya ha sido probado en animales infectados con dos tipos de cepas de gripes distintas. El resultado, dicen, fue seguro y eficiente.

Según se detalla en el diario español ABC, “el próximo paso será profundizar en la comprensión de su mecanismo para, finalmente, evaluarla en un ensayo clínico con humanos”.

Mientras son tramitados los permisos necesarios, Ren Sun adelantó: “esperamos que nuestra estrategia pueda dar lugar a una nueva y más efectiva vacuna frente a la gripe que pueda ser administrada con un espray nasal en el domicilio en lugar de con una inyección administrada por un médico”.

Sobre la posibilidad de que este nuevo mecanismo abra las puertas al desarrollo de tratamientos y vacunas que resulten efectivos para combatir o prevenir otros virus, el líder de la investigación se muestra optimista y asegura que “esta estrategia también podría ser aplicada en el diseño de vacunas frente a un amplio rango de virus diferentes”.

 

Fuente/s:

Un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close