Actualidad

Actualidad

Preocupación por el aumento de bacterias resistentes en Colombia

La revista colombiana Infectio publicó un estudio con resultados alarmantes sobre la prevalencia de microorganismos resistentes a antibióticos.

¡Alcanza tu máximo potencial!
Ver cursos relacionados:

Los aspectos más relevantes del artículo

  • Un estudio realizado en Colombia demuestra el aumento de casos de internación en cuidados intensivos por bacterias resistentes a carbapenems, indicando así un panorama preocupante.
  • La mortalidad relacionada con infecciones por bacterias resistentes a carbapenémicos es alta, alcanzando una cohorte histórica (67,2%), superior a la mortalidad esperada por SOFA, APACHE II y reportes en la literatura.
  • El retardo en el inicio de terapia antibiótica dirigida por antibiograma es un factor de suma trascendencia.

Los carbapenems se encuentran dentro de los antibióticos más utilizados en los hospitales para tratar un gran número de infecciones por gram negativas. Su mecanismo de acción se basa en la inhibición de la síntesis de la pared celular bacteriana a través de la unión con la transpeptidasa PBP.

Durante muchos años, este grupo de antibióticos representó una herramienta clave en la defensa contra distintos microorganismos. Pero, desafortunadamente, la falta de criterio en su uso (médico, veterinario, industrial), ha llevado a la generación de resistencia por parte de las bacterias. Este hecho representa un serio problema para la salud a nivel mundial. Cada vez existen microorganismos más resistentes y menos recursos para combatirlos.

Resistencia microbiana en Colombia

En junio de 2021, la revista colombiana Infectio (de la Asociación Colombiana de Infectología) publicó un estudio que demuestra el aumento de casos de internación en cuidados intensivos por bacterias resistentes a carbapenems indicando un panorama preocupante.

Se realizó un estudio observacional descriptivo retrospectivo que incluyó pacientes de la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) de la Fundación Neumológica Colombiana – Fundación Cardioinfantil entre enero de 2014 y enero de 2018. En dicho estudio se incluyeron a pacientes en los cuales se confirmó la presencia de bacterias resistentes por medio de hemocultivos, secreción orotraqueal (SOT), cultivo de lavado bronqueoalveolar (BAL) y urocultivo.

Los reportes describen una mortalidad superior al 41% en los centros de mayor experiencia, exponiendo que no se cuenta con terapias antibióticas efectivas. Además, existe falencia de los métodos diagnósticos que permitan implementar intervenciones terapéuticas tempranas. La estancia hospitalaria en la UCI y los costos de atención han aumentado considerablemente.

La mortalidad relacionada con infecciones por bacterias resistentes a carbapenémicos es alta, alcanzando una cohorte histórica 67,2%, superior a la mortalidad esperada por SOFA, APACHE II y reportes en la literatura.

Microorganismos implicados

Las bacterias resistentes que se aislaron durante el análisis fueron:

  • K. pneumoniae: es el principal microorganismo resistente a carbapenems en esta cohorte. Se observó en un 46,6% de los pacientes. Este hecho coincide con los resultados del estudio de vigilancia colombiano de resistencia antimicrobiana. En dicho estudio se resalta el incremento paulatino de resistencia a ertapenem, que alcanzó un 12,5% en los pacientes en terapia intensiva.
  • P. aeuruginosa: presente en 36% de los pacientes. Un porcentaje alto, que expone la realidad de la situación en Colombia y la gran problemática existente.
  • Acinetobacter baumanii: en 10,6% de los pacientes. En Colombia, este microorganismo reportó una resistencia a carbapenems en un 53, 8% de los casos, pudiendo llegar hasta un 98% en pacientes con infección de tracto respiratorio críticamente enfermos, con problemas asociados dados al incremento de OXA-23, que dificulta su identificación fenotípica habitual en la ausencia de métodos moleculares, la producción de biopelícula que facilita su permanencia en el entorno hospitalario y reportes locales de resistencia a colistina.
  • E. coli: solo se observó en 6,6% de los pacientes.

Los resultados concuerdan con lo reportado en otros registros colombianos, en Latinoamérica y en Europa.

Terapia antibiótica

Se observó (aunque sin relevancia estadística), menor mortalidad con la terapia que combina 3 antibióticos con respecto a la terapia dual. Sin embargo, los resultados de los estudios sobre los que se basa este artículo, la mortalidad continúa siendo alta a pesar del uso de estos regímenes de antibióticos recomendados. Esto denota una falencia de una terapia antibiótica efectiva y apropiada.

Los más utilizados contra este tipo de microorganismos son el aztreonam, colistin y tigeciclina. Se utilizan como biterapia o triterapia.

Existen nuevas aproximaciones terapéuticas para tratar este tipo de microorganismos, se encuentran combinaciones como:

  • Ceftazidima/avibactam
  • Meropenem/vaborbactam
  • Evarociclina 

Sin embargo, estos todavía no se encuentran disponibles en diferentes partes del mundo (incluida Colombia), lo que hace necesario continuar con el uso de terapias combinadas basadas en medicamentos disponibles.

Otro factor de suma trascendencia es el retardo en el inicio de terapia antibiótica dirigida por antibiograma. El 13,7% de los pacientes analizados en este trabajo fallecieron sin inicio de terapia antibiótica apropiada y los demás, recibieron tratamiento adecuado una vez se tipificó el microorganismo, en promedio 48 horas después de la toma de cultivos. Por lo anterior se plantea que el retraso en el cubrimiento antibiótico puede estar relacionado con los desenlaces encontrados. Lo anterior abre las puertas para la innovación e implementación de técnicas moleculares y microbiológicas que permitan un diagnóstico precoz.

Conclusión

Las infecciones por bacterias resistentes se relacionan con altas tasas de complicaciones clínicas, mortalidad intrahospitalaria y prolongación de estancia en UCI. Se debe conocer la microbiología y perfiles de resistencia de cada UCI, con el fin de fortalecer medidas para prevenir la transmisión y propagación de bacterias MDR, realizar protocolos de terapia antibiótica empírica y dirigida, utilizar métodos de diagnóstico precoz, así como conocer el impacto en morbilidad y mortalidad, debido a la alta heterogeneidad interinstitucional e intrainstitucional. Por otra parte, la innovación y evaluación de nuevas moléculas con espectro para este tipo de bacterias MDR es una necesidad urgente con el fin de conocer el impacto en morbimortalidad y costos.

Fuente/s:

Infectio, Asociación Colombiana de Infectología, 2021.

Etiquetas

Federico Niguyen

Médico - UBA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close